domingo, 25 de octubre de 2009

Una nueva trampa dirigida a degradar a la oposición

Jorgito... Robó, huyó y lo pescaron... ¡Y dice que todo es porque es anti-K!


El dirigente político Jorge Pereyra de Olazábal fue imputado del delito de hurto. El caso ocurrió ayer en una librería de Recoleta, según informaron fuentes policiales. La denuncia fue presentada en la comisaría 19a. por el encargado de la librería Cúspide, situada en el Village Recoleta.

El ex presidente de la Ucedé sostuvo a LA NACION que todo se trató de "una trampa dirigida a degradar a la oposición".

Pereyra de Olazábal explicó que había comprado el libro De la felicidad también se vive, cuando se puso a hojear una edición sobre coaching en la librería Cúspide. Dijo que había dejado una bolsa en una mesa, junto con un taza de café y que, cuando se retiraba, a las 13.30, comenzó a sonar la alarma.

"El encargado era un hombre con barba y anteojos, típico militante K, que seguramente fue Montonero. Y me dijo: «¡Por fin agarré a alguien como vos»". Se dio cuenta de que era una cara de la derecha", afirmó el dirigente.

Según Pereyra de Olazábal, lo acusaron de haber hurtado dos libros, pero niega haberlos tomado. En la Ucedé dijeron anoche que analizaban sancionarlo.

5 comentarios:

Martín (Latino) dijo...

Lo de la cara de montonero es genial, Capusotto no hace personajes de ficción evidentemente.
Salutes.

Fernando Cassia dijo...

¿De dónde sacaste esa foto? ¡ES MORTAL!

Felicitaciones...

Todavía me estoy riendo con la "cara de montonero" y "cara de derecha"

FC

Nauta Cousteau dijo...

Impresionante, son desopilantes éstos gárcas pobrecitos.
Saludos.

Daniel dijo...

en serio dijo lo de la cara de recha y la cara de montonero???
yo pensaba que era en joda

Daniel dijo...

cara de derecha, quise decir (lapsus)